Tu eres una persona de influencia

“El Señor le dijo a Moisés: Quiero que envíes a algunos de tus hombres a explorar la tierra que estoy por entregar a los israelitas. De cada tribu enviarás a un líder que la represente” (Números. 13:1-2).

Comúnmente, cuando Dios va a realizar un plan, utiliza a los líderes para encabezar, dirigir e involucrar a otras personas. En el pasaje mencionado, Dios escogió “a algunos… hombres” para “explorar la tierra” que Israel debía conquistar. La tierra le ofrecía al pueblo seguridad, la oportunidad para que cada familia se estableciera y de formarse como una nación. Antes de conquistar la tierra, Dios les delegó a doce “jefes de Israel… a explorar la tierra” (Números 12:3, 16).

Ellos debían observar “cómo” eran “sus habitantes”, si “fuertes o débiles; debían fijarse en las “ciudades” para saber si eran “amuralladas” (Números 13:18); por último, debían examinar el “terreno” para conocer si era “fértil o estéril” (Números 13:19). Luego, darían “un informe” (Números 13:26) para motivar al pueblo para emprender la conquista de la tierra que el Señor les daría. Tú eres un líder donde te desenvuelves y debes influir en otros para cumplir con el plan de Dios en sus vidas.


Pregunta de aplicación: ¿Estás influyendo a otros con tu ejemplo y con tus palabras? ¿Tienes una influencia espiritual sobre los demás?

Plan diario de lectura de la Biblia en un año: Lee Nm. 26-27 y Mr. 8:22-36.

Comparte esta publicación

Un comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *